¡Contradicciones, no! La Ley no se puede “bordear”

El Artículo de Opinión de Mariola Rocamora Gisbert trata sobre la Policía Local de Orihuela

ley Diario de Alicante
Josep Manel Sánchez
RSU Orihuela

Vaya por delante mi absoluto respeto al ejercicio de la acción sindical de los sindicatos de la Policía Local, pero considero necesario matizar y analizar con ciertas puntualizaciones algunos de los puntos de los temas que han planteado y que aparecen en los medios de comunicación estos días. Es necesario recordar que cuando este Equipo de Gobierno llegó al Ayuntamiento en junio de 2015 estaban pendientes de abono los servicios extraordinarios de varios años de todas las áreas municipales.

Si nos centramos en la policía local, los atrasos pendientes de pago en horas extraordinarias y se abonaron haciendo un esfuerzo importante durante los meses siguientes. Cuestión que a día de hoy se está totalmente al corriente del pago de los servicios prestados. Durante el año 2017 y a propuesta sindical, se elaboró una bolsa de servicios de refuerzo que sustituiría a los servicios extraordinarios, abonándose por cada servicio de 6 horas la cantidad de 207 euros, a la cual los policías se adscribirían de forma voluntaria durante una anualidad. Esta propuesta fue elaborada por el Departamento de Recursos Humanos, aprobada en Mesa de Negociación y en Junta de Gobierno Local, entrando en vigor en enero de 2018 con un importe de 135.000 euros para esta anualidad. Estos servicios se abonan a mes vencido, una gestión más que garantiza la eficacia del acuerdo y del servicio.

De las manifestaciones realizadas por los sindicatos se percibe que los agentes abandonan esta bolsa, aun a sabiendas que en el municipio es fundamental para desarrollar y cubrir las distintas actividades deportivas, lúdicas, culturales, sociales y festeras que se celebran prácticamente durante todo el año en nuestro municipio. Esta bolsa nace ante la necesidad de realizar un control tanto organizativo como económico de los servicios extraordinarios que se realizan en la Policía Local, y que dichos servicios cubran las necesidades de refuerzo que se estiman para garantizar la seguridad de los numerosos actos que se viene desarrollando tanto desde el Ayuntamiento como por los distintos colectivos, instituciones y organizaciones y que se realizan en el término municipal de Orihuela.

Por tanto, no se puede llegar a pensar que la finalidad de la misma es “facilitar a los políticos la cobertura de sus eventos”, sino para cumplir de forma más eficaz la garantía de seguridad y orden que exige una pacífica convivencia para todos los ciudadanos de Orihuela, siendo  unos de los objetivos fundamentales de la Policía Local, como la policía de mayor proximidad con la ciudadanía.

Además, aluden a la creación de 10 plazas de agentes de movilidad, siendo este el detonante de estas medidas, sin embargo, no crean ustedes que este tema es de ayer. La Ley Orgánica 2/1986, de 13 de marzo, de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, en su Art. 53.3, autoriza a que en los Municipios de gran población se atribuya a funcionarios municipales no integrados en la Policía Local las funciones de ordenar, señalizar y dirigir el tráfico en el casco urbano, de acuerdo con lo establecido en las normas de circulación.

Durante el año 2016 se produjo la conversión de 10 de las 35 plazas vacantes de agentes de la Policía Local en plazas para agentes de movilidad, circunstancia que fue llevada a Mesa General de Negociación. Esta transformación se incluyó en la Oferta Pública de Empleo de 2017, y una vez aprobada, y superados todos los trámites, se puso en marcha la elaboración de la normativa de organización y regulación del cuerpo de Agentes de Movilidad y la posterior aprobación de las bases para la cobertura de dichas plazas en Mesa General de Negociación el día 7 de marzo de 2017. En la actualidad, a priori, son 4 las plazas aprobadas en la oferta de empleo pública, las que salen en fase de oposición.

Estos agentes si bien “no son cuerpos ni fuerzas de seguridad, son autoridad en materia de tráfico (auxiliar de Policía Local), en coordinación con Protección Civil y Policía Local. Hay que decir que el cuerpo de Agentes de Movilidad existe en muchas ciudades y en todas ellas con un excelente resultado. Esto supone que a los policías locales se les puede asignar otras tareas. Otro de los temas que los sindicatos demandan es la recuperación de una productividad que anteriormente cobraban. Ya en la anterior legislatura, el Equipo de Gobierno eliminó una cantidad mensual que cobraba la policía en concepto de productividad, decisión avalada por los reparos de intervención. Los afectados acudieron a los al Juzgado de los Contencioso Administrativo nº 1 de Elche para reclamar su restitución siendo mediante Sentencia (Procedimiento Abreviado 711/2016) favorable al Ayuntamiento, es decir, ratificando su irregularidad.

Igualmente demandan la reclamación del abono de las sumas generadas en concepto de dietas y kilometraje durante el tiempo en que los policías se encuentran realizando los cursos de formación como funcionarios en prácticas, en el IVASPE. Cantidades reclamadas judicialmente por los policías que también han sido las resolución es favorables al Ayuntamiento en diversas sentencias del Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº 1 de Elche, en este mismo. Los tribunales dictan sentencias, y que son de obligado cumplimiento, para las partes, -así es el Estado de Derecho-. Queda claro que la demanda sindical  pretende conseguir por la fuerza lo que le deniegan los Tribunales.

Cosa curiosa y llama especialmente la atención el posicionamiento sindical respecto las contrataciones de refuerzo para la época estival que se vienen produciendo cada año. En esta ocasión para 2018, la Jefatura de Policía Local ha solicitado a RRHH la contratación de personal de refuerzo (9 interinos) que se encuentran en trámite. Pues bien, los sindicatos plantean sustituir estas contrataciones por el aumento de las horas extraordinarias a repartir entre el personal. Esta opción es inasumible por parte del Ayuntamiento, ya que nuestra responsabilidad es no solo la búsqueda de la eficacia de la gestión económica (debemos recordar que los servicios extraordinarios tienen mayor coste que las horas ordinarias), sino porque ante una necesidad de esta naturaleza apostamos por la contratación antes que hacer uso de una opción extraordinaria y puntual como son los servicios extraordinarios que tienen otro fin y otro coste.

Desde esta Concejalía de Seguridad Ciudadana en diversas reuniones se le ha solicitado a los sindicatos que presentaran un borrador de reglamento para los agentes en segunda actividad, sin que hasta la fecha se haya recibido propuesta de borrador alguno, y se continúa a la espera como se ha manifestado recientemente. En la Policía Local existe un Consejo de Policía donde se trata todos los temas relacionados con el cuerpo y las necesidades, donde los sindicatos están representados. Desde el grupo de gobierno se está trabajando en los presupuestos y apuesta por la consolidación de los puestos de trabajo mediante los procedimiento de concurso – oposición y oposiciones.

Así mismo, es conveniente recordar las inversiones que se han realizado en el Área de Policía durante esta legislatura: 265.000 euros aproximadamente en vestuario, de los que todavía existe disponibilidad presupuestaria de 50.000 euros para lo que queda del ejercicio 2018; renovación flota vehículos consistente en dos vehículos en propiedad, ocho vehículos en modalidad renting y un furgón para atestados; walkies, en sistema de renting; armas como pistolas y pistolas de descarga eléctrica; tablets y prismáticos. Además, entre las inversiones previstas destacan también entre otras, fundas de armas y pistolas de descarga eléctrica, lector de matrículas, etilómetro, caja de cobro automático, vallas de plástico y parque de Educación Vial.

Entendemos que todo es mejorable y que tenemos que invertir más en seguridad e instalaciones acordes con los tiempos actuales e invertir en tecnología punta con el fin de dar el mejor servicio y protección al ciudadano. Todos sabemos que los recursos son limitados pero también hay que reconocer que el esfuerzo que se está realizando por el actual Equipo de Gobierno es excepcional con relación al anterior equipo y los hechos están ahí para demostrarlo. Es legítimo que se demanden necesidades, pero igualmente es necesario que se haga de acorde con las dotaciones presupuestarias que actualmente tiene la concejalía y que no para de demandar y de preocuparse por todas las necesidades de la Policía Local de Orihuela.

PublicidadDesayuna con Diario de Alicante