Noticias de Alicante y provincia

jueves, 8 diciembre 2022

Detienen a un hombre en Alicante por el robo de catalizadores en un concesionario

El arrestado fue detenido a los pocos minutos cerca del lugar de los hechos

Agentes de la Policía Nacional han detenido a un varón por robo con fuerza en un concesionario de automóviles de la ciudad de Alicante, al haber sustraído presuntamente catalizadores de varios vehículos del concesionario además de otras piezas como fueron los radiadores.

- Advertisement -

La voz de alarma fue dada por la central de alarmas de la empresa de seguridad contratada por el concesionario, cuyos empleados observaron a través de las cámaras de vigilancia a un individuo que había entrado en el interior del concesionario y estaba sustrayendo piezas de varios vehículos.

Los agentes que se desplegaron por la zona localizaron muy cerca del concesionario afectado a una persona que trasportaba en una carro varias piezas de automóviles y herramientas.

- Advertisement -

Una vez visionadas la imágenes de las cámaras de seguridad se comprobó que la persona interceptada era la misma que aparecía en las imágenes perpetrando el robo, por lo que fue detenido por los agentes.

El arrestado, es sobradamente conocido por la policía debido a su dilatado historial delictivo, ya que cuenta con numerosos antecedentes por delitos de robo con fuerza.

El detenido, de 51 años de edad, de nacionalidad española, fue puesto a disposición del Juzgado de Instrucción de Guardia de Alicante.

El valor de los catalizadores

El robo de catalizadores es una problemática que se viene dando en los últimos años debido al elevado valor de los metales nobles que contienen estas piezas en su interior.

Los catalizadores llevan un papel de cerámica que es impregnado con un recubrimiento de metales preciosos tales como paladio, rodio y el más valorado el platino, que se trata de un metal de transición blanco grisáceo, precioso, pesado, maleable y resistente, por eso es tan valiosos en el mercado negro, al ser uno de los metales más apreciados usados en diferentes sectores: automoción, industria química, electricidad y electrónica, fabricación de vidrio, refinado de petróleo e industria médica y biomédica.

El platino es más raro, más pesado y por lo tanto más caro que el oro, de hecho, es usado en colecciones de joyería de alta calidad, de ahí su preciado valor pudiendo oscilar el precio de un catalizador nuevo entre los 300 y los 500 euros, incluso los 700 euros si el coche es de alta gama y de 1.000 a 3.000 euros si se trata de vehículos de mayor tamaño tales como; camiones o furgonetas.

Además, a este precio, hay que sumarle la mano de obra, lo que hará que finalmente la reparación pueda costarnos entre 800 o 1.000 euros.

CatalàEspañol