El ayuntamiento de Redován exige una reforestación de su sierra a la Generalitat

El gobierno valenciano retrasa a 2019 la ayuda de plantar árboles en un monte que ha quedado desértico como consecuencia de una plaga coleóptera que acabó con casi el 100% de sus pinos

reforestación Diario de Alicante
Josep Manel Sánchez
PublicidadJuega Limpio Orihuela

La sierra de Redován necesita una reforestación para evitar las escorrentías en caso de lluvias torrenciales, ese es el propósito que el consistorio redovanense pide al gobierno de la Generalitat. El alcalde de Redován, Emilio Fernández, junto con el concejal de Medio Ambiente, Ramón López y la diputada autonómica y portavoz de Medio Ambiente del PP en Les Corts, Elisa Díaz, instan a la Consellería de Medio Ambiente a que actúe en la reforestación del Monte Público Sierra de Redován. El alcalde de este municipio ha rebajado la cantidad de 125.000 euros para desarrollar este proyecto que viene solicitándose desde el 2016. Según explica Fernández, la plaga de tomicus destruens fue la responsable de acabar con el 80% de la masa forestal que se había plantado en los años 50, precisamente como medida de contención a las aguas torrenciales e invirtieron unos 300.000 euros en la retirada de los pinos afectados, ya que, constituían un peligro de incendio. El equipo de gobierno de Redován se sienten molestos con el gobierno autonómico, ya que, cómo comenta Fernández “se han presentado toda la documentación y todos los proyectos que se nos pidieron, reduciendo incluso el coste de reforestación”. No obstante, el 29 de marzo recibieron una carta de la Generalitat Valenciana en la que se notificaba a la corporación redovanense que no se podía hacer nada, dado la nueva Ley de Contratos del Sector Público y que en 2019 ya se vería la posibilidad de hacer algo, por este motivo, tanto el alcalde de Redován como el edil de Medio Ambiente han pedido una comparecencia manifestando que esa no es una excusa para resolver los problemas que afectan a los ciudadanos. La preocupación de los representantes del gobierno local es que se termina la legislatura y no sólo no se ha hecho nada, además, presagian que tendrán que volver a presentar todo de nuevo. Emilio Fernández como alcalde se siente en la obligación de defender los intereses de sus vecinos, así que, el 4 de abril mandó un correo para que la Generalitat reconsiderase su postura y hasta la fecha, no ha recibido respuesta, con lo que, adoptará medidas necesarias para velar por los intereses de los habitantes de este municipio. Con la reforestación de la sierra de Redován, no sólo actuaría como un muro de contención con la llegada de las lluvias torrenciales, también sería un lugar idóneo para practicar senderismo sin que parezca un desierto. La diputada de Medio Ambiente del PP, Elisa Díaz, le ha reprochado al gobierno de Ximo Puig que no se haya incluido una partida presupuestaria de la Generalitat en los años 2016, 2017 y 2018, que sería una consignación necesaria para llevar a cabo este proyecto y sin ser un obstáculo en la entrada en vigor de esta ley, “porque sí han contratado trabajos en otros espacios naturales de la Comunitat con cargo a los Fondos Feder 2014-2020 “ y ha añadido que la Generalitat Valenciana puede incluir esta sierra en su lista de prioridades.

Publicidad