fbpx

España envía una fragata al Mar Negro ante la creciente tensión entre Rusia y Ucrania

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, aseguró ayer que el presidente ruso, Vladimir Putin, "intervendrá" en Ucrania.

La ministra de Defensa, Margarita Robles, anuncia que España adelanta a la próxima semana el envío de una fragata al Mar Negro dentro de una misión de la OTAN.

Este movimiento se encuadra dentro del temor a una posible invasión rusa en Ucrania y la respuesta de los países que se preparan ante un ambiente que pueda situar a Europa cerca de una guerra.

La fragata ‘Blas de Lezo’ de la Armada llegará «dentro de 3 o 4 días» ante la posibilidad de un próximo despliegue aéreo en Bulgaria en el que España también podría tener participación.

«La posición de España, como de la OTAN en su conjunto, es que la respuesta sea diplomática y haya una desescalada». Robles ha insistido en que «la posición de todos los países es clara», y es que Rusia «no puede decirle a ningún país lo que tiene que hacer».

«La OTAN va a proteger y defender la soberanía de cualquier país que quiera entrar», ha dicho antes de volver a reivindicar que la respuesta sea «exclusivamente diplomática».

Estados Unidos cree que Rusia es «un verdadero desafío a la seguridad europea»

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, aseguró ayer que el presidente ruso, Vladimir Putin, «intervendrá» en Ucrania, pero no quiere una «guerra en toda regla».

Todos los países se mantienen firmes en su determinación de resolver por la vía diplomática la crisis entre Rusia y Ucrania con «un frente transatlántico fuerte, claro y unido».

Sin embargo, Estados Unidos considera que Rusia plantea «un verdadero desafío a la seguridad europea» y reitera que la Alianza Atlántica no es el problema porque es una organización «defensiva» que opera «con total transparencia».

Rusia ha dado una semana de plazo a Estados Unidos para que responda por escrito a sus demandas de seguridad, para de esta forma aceptar zanjar la crisis de Ucrania.

Los dos países han preparado el terreno para unas duras negociaciones que tendrá lugar este viernes en Ginebra.

ValenciàEspañol