La Consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra, ha anunciado la aprobación de la Ley de Renta Valenciana de Inclusión

El Grupo Municipal de Compromís muestra su satisfacción por la aprobación por las Cortes Valencianas de la Ley de Renta Valenciana de Inclusión, con la que se cumple uno de los objetivos fundacionales del Consell del Botànic que es rescatar personas.

monica oltra
PublicidadJuega Limpio Orihuela

El Grupo Municipal de Compromís muestra su satisfacción por la aprobación por las Cortes Valencianas de la Ley de Renta Valenciana de Inclusión, con la que se cumple uno de los objetivos fundacionales del Consell del Botànic que es rescatar personas.

José Manuel Penalva, Portavoz del Grupo Municipal de Compromís y diputado Provincial, ha explicado que esta ley que ha sido impulsada por la Consellera de Igualdad y Políticas Inclusivas, Mónica Oltra fue aprobada por todos los partidos excepto por el PP que se ha abstenido, y tiene como finalidad garantizar una  ayuda que sirva realmente para terminar con la situación que viven muchas familias, derivada del empobrecimiento provocado por la crisis y la política de recortes.

Publicidad

En este sentido, recuerda Penalva que cuando Compromís asumió las Competencias el Actual Gobierno de la Generalitat, existía una situación de verdadera “alarma social”, con un población empobrecida, con una tasa de paro el 20,2%, que se eleva al 42 por ciento en el caso de los más jóvenes, y con una lista de espera para la tramitación de la renta que en algún momento llegó a las 20.000 personas y con retrasos de hasta 2 años.

Esta Renta prevé beneficiar a cerca de 95.000 personas en 2020, año en que se producirá su última fase de aplicación, y sustituirá a la actual renta garantizada de ciudadanía con distintos tipos de prestaciones: una complementaria del trabajo o de las prestaciones que no llegan al 80 por ciento del salario mínimo interprofesional, y una segunda de Inclusión Social, que se concederá en función de una valoración individual de la persona solicitante y que variará en función de diversos aspectos.

Explica Penalva que esta nueva Ley sustituirá a la actual renta garantizada de ciudadanía con distintos tipos de prestaciones: una complementaria para quienes no llegan al 80% del salario mínimo interprofesional, y una segunda de Inclusión Social, que se concederá en función de una valoración individual de la persona solicitante y que variará en función de diversos aspectos.

Esta Ley beneficiará a gran número de valencianos, y también de crevillentinos y crevillentinas que tengan ingresos por debajo del salario mínimo, y cumplan los demás requisitos que se establecen, ya que además de las personas que reciben prestaciones más bajas que se podrán complementar con la Renta Valenciana de Inclusión, con los datos del paro del último mes en Crevillent  de 3.554 parados, el 57’74 %, es decir 2.052 parados están sin cobertura.

Además para financiar estas ayudas, la previsión de la Conselleria es incrementar en 40 millones cada año el presupuesto de las ayudas. Así, la ley, que entraría en vigor en el primer trimestre de 2018, contará aproximadamente con un presupuesto de 80 millones para ese primer año, 120 para 2019 y 160 millones para 2020. Ese año, la Generalitat prevé que los beneficiarios alcancen la cifra de 95.000.

Publicidad