fbpx

El fin de la erupción del volcán de la Palma puede estar cerca

Los científicos que analizan día y noche los parámetros del volcán ven por primera vez algunos signos positivos.

Los científicos del Plan de Emergencias Volcánicas de Canarias (Pevolca) han hablado por primera vez, desde el inicio de la erupción del volcán, de «signos positivos» que, pendientes que se consoliden en los próximos días, podrían anticipar que el final de la erupción está más cerca.

El descenso de la señal del tremor desde el mediodía del martes y la tendencia descendente de dióxido de azufre (SO2) en el penacho son los parámetros clave que lanzan un poco de esperanza a la situación. A esto se suma una actividad sísmica que se mantiene en las mismas zonas y profundidades.

A pesar de que «no hay duda» que la evolución de estos datos «son signos positivos», la portavoz del comité científico del Pevolca, Carmen López, ha señalado que todavía continúan siendo «valores muy altos». Por eso, se pide prudencia. «Si seguimos en ese camino, iremos bien», ha agregado la científica.

Ahora la principal preocupación radica tanto en la gran cantidad de ceniza acumulada en toda la isla como en la amenaza de lluvia en algunas zonas. La calidad del aire es «desfavorable» según la última medición realizada.

Varios terremotos en la isla

Durante la jornada del miércoles, el Instituto Geográfico Nacional (IGN) ha localizado en Mazo un tercer seísmo de magnitud 5, la más elevada desde que el pasado 19 de septiembre se iniciara la erupción volcánica.

Además, tres días después de que se suspendieron las clases en los municipios del Paso, Los Llanos de Aridane, Tazacorte, Tijarafe y Puntagorda a consecuencia de la ceniza que expulsa el volcán, continúa la mala calidad del aire, que Los Llanos de Aridane ha vuelto a ser «extremadamente desfavorable».

Precisamente por eso, el Cabildo de la Palma ha decidido paralizar el dispositivo de acompañamiento de recogida de enseres en todos los barrios.

Pero las previsiones son mejores y ya de hecho las aerolíneas Binter y Canaryfly han anunciado que retoman sus conexiones con el aeropuerto de la Palma, después de la mejora de las condiciones que garantizan la seguridad y la evolución positiva de la nube de ceniza procedente de la erupción volcánica.

Ya pueden solicitarse las ayudas

También hay buenas noticias para los afectados por la erupción. Desde ayer miércoles pueden presentar sus solicitudes de ayuda a través del registro único presencial situado en las oficinas del Cabildo de la Palma en la Casa Massieu en Argual.

A pesar de esto, los vecinos afectados por la erupción aseguran no haber recibido todavía las ayudas prometidas. Ya son 46 días de destrucción y más de 1.150 edificaciones han sido tragadas por la lava.

La erupción en la Palma continúa provocando daños después de 45 días desde que empezó la emergencia volcánica, y lo Cabildo palmer ha contabilizado 2.083 personas afectadas las viviendas de las cuales se encuentran bajo las coladas del volcán, además de numerosas fincas agrícolas, comercios y otras empresas también dañadas o desaparecidas.

Además, hay más de 7.000 personas evacuadas de manera preventiva del perímetro del volcán. La superficie cubierta por la lava cubre 997,8 hectáreas de terreno, según los últimos datos del sistema europeo de monitorización por satélite Copernicus, que sitúa en 6.686 hectáreas la extensión cubierta por cenizas.

ValenciàEspañol