César Sánchez: “No vamos a tolerar ni un desprecio más del Consell del Botànic a la provincia de Alicante y a sus regantes”

El presidente de la Diputación de Alicante critica la decisión de la Generalitat de expulsar a la Junta Central de Usuarios de la gestión del postrasvase Júcar-Vinalopó

Juega Limpio Orihuela

El presidente de la Diputación de Alicante, César Sánchez, ha criticado hoy la decisión de la Generalitat de expulsar a la Junta Central de Usuarios de la gestión del postrasvase Júcar-Vinalopó “en lo que supone un nuevo desprecio del Consell de Ximo Puig y Mónica Oltra a la provincia de Alicante y a sus regante y agricultores”.

En este sentido, ha apuntado que “desde el Gobierno Provincial y desde el PP no vamos a tolerar que el PSOE y Compromís ninguneen a los regantes alicantinos y trabajaremos desde nuestras responsabilidades públicas y políticas para revertir esta situación y devolver las obras del postrasvase a la Junta Central, que ha demostrado una excelente gestión de las mismas en estos últimos cinco años”.

Sánchez ha recordado que fue el Consell del PP el que cedió en 2015 esta conducción a los usuarios de la Junta Central “porque estábamos convencidos, como lo estamos ahora, de que era lo mejor para nuestros agricultores y regantes y para el futuro de esta tierra”.

Por otra parte, el presidente ha criticado que esta decisión se haya tomado “sin que haya habido un diálogo previo con los afectados, una forma de hacer política a la que nos tiene acostumbrado, desgraciadamente, este Consell que a lo largo de esta legislatura ha demostrado que gobierna a golpe de imposiciones y sin propiciar la búsqueda de consensos y acuerdos”. Al respecto, ha lamentado, además, que se haya adoptado sin esperar a la resolución del recurso presentado por los regantes ante el TSJ.

Finalmente, el presidente de la Diputación ha manifestado que “Ximo Puig miente constantemente a los agricultores con inversiones que nunca llegan y con un apoyo que se demuestra, una y otra vez, que es falso. El PSOE está poniendo en serio riesgo la llegada del agua de los trasvases a la provincia de Alicante, tanto del Tajo-Segura como del Júcar-Vinalopó”, ha concluido.