Noticias de Alicante y provincia

martes, 28 marzo 2023

El Centro de Inteligencia Digital de Alicante desarrolla una cartera digital para guardar datos de forma segura

El proyecto permite al ciudadano compartir y tener bajo control toda la información que desee

CENID, el Centro de Inteligencia Digital de la Provincia de Alicante, impulsado por la Diputación de Alicante, la Universidad de Alicante (UA) y la Universidad Miguel Hernández de Elche (UMH), continúa avanzando en su labor de investigación. En esta ocasión, el centro de inteligencia ha llevado a cabo a través de expertos de la Universidad de Alicante un estudio centrado en la seguridad de la identidad digital de la sociedad. El proyecto, busca dar solución a los problemas derivados de la identidad digital centralizada, así como la falta de uso del DNI electrónico por una nueva identidad digital descentralizada basada en una cartera digital donde el ciudadano podrá albergar distintos certificados emitidos por diferentes entidades y organizaciones. El proyecto, que prevé aplicarse en dos años en toda la provincia, pretende lanzar la iniciativa para toda Europa en el 2030

- Advertisement -

Muchos son los temores que rodean a la sociedad en cuanto al tratamiento y uso de los datos personales. Las grandes plataformas, se han convertido en la principal fuente de transporte y manipulación de información, siendo estas las que nos otorgan una identidad digital cada vez que nos registramos en una de sus sedes electrónicas. A partir de este momento, dejamos de saber de qué forma está protegida nuestra información, dónde está albergada y qué hacen estas empresas con todos estos datos personales.

En el ámbito jurídico, el derecho y las administraciones públicas se han caracterizado por ir un paso por detrás de la transformación digital, viéndose limitadas al lanzamiento de plataformas y sedes electrónicas a través de las cuales poder interactuar con los ciudadanos, sin garantizar la seguridad y privacidad del tratamiento de los datos, amenazados por el actual sistema de identidad digital centralizada y otorgada por estas grandes empresas digitales.

- Advertisement -

Para tratar de solventar esta problemática y evitar una fuga de datos, el CENID ha desarrollado ALC-ID una iniciativa basada en el mantenimiento de la titularidad de los datos en el sujeto. La investigación, desarrollada a través de la plataforma Blockchain permitirá al ciudadano compartir aquella información que quiera de forma segura y fiable. Esto se hará a través de una cartera digital donde aparecerán aquellas informaciones y atributos de identidad que el usuario escoja (DNI, carné de conducir, títulos oficiales…) Actualmente poseemos un usuario y una contraseña diferente para cada una de las plataformas que, por norma general, suele ser muy fácil de memorizar, lo cual genera una brecha de seguridad muy grave e importante. Con este proyecto buscamos reducir esta brecha y garantizar la seguridad y privacidad de los datos”, señala Juan José Cortés, responsable del Proyecto ALC-ID

Este proyecto, que actualmente se encuentra en desarrollo, tiene previsto lanzar la cartera digital por toda la provincia en un plazo de dos años. Así mismo, la identidad digital europea, donde Europa se encuentra a la vanguardia, prevé aplicar una prueba piloto en el 2030. “Extender el uso de esta iniciativa por toda la Unión Europea supondrá llevar tu propia identidad digital fuera de España de forma segura y sin riesgo de fuga de datos”, añade Juan José Cortés.

ALC-ID un proyecto descentralizado

La investigación también pretende acabar con la centralización de los datos, impulsando la transformación digital de forma descentralizada. Esto supone que la manipulación de los datos deje de estar bajo la tutela de los principales operadores a nivel global, quienes hasta ahora han sido los que dominan los datos de la sociedad. “La toma de control sobre los datos en base a una identidad digital descentralizada representa algo positivo, ya que significa que la persona es la que está en el centro. Esto es algo que está en proceso y que muy probablemente madure, pero la base que lo sustenta permanecerá, que ya afecta directamente a la identidad de la persona”, señala Cortés.

En definitiva, este proyecto que pone en el centro la protección de la identidad de las personas representa no solo la máxima seguridad de la seguridad de la identidad digital del ciudadano, sino que también supone la facilidad de poder compartir y llevar en un mismo espacio todos los documentos que se vuelven necesarios para el día a día. “Esta identidad digital nos permitirá ir por la calle y no llevar encima el DNI o el carné de conducir”, destaca el experto Juan José Cortés.