Grupos de agentes de la Policía Local y voluntarios de DYA de Elche se incorporan a las labores de búsqueda del niño de Níjar

Un grupo mixto con más de 20 personas se encuentra en Almería participando en el operativo de búsqueda de Gabriel de 8 años.

Níjar
Juega Limpio Orihuela

El día 2 de mazo a las 5:00 horas partió desde la Jefatura de la Policía Local de Elche un grupo de voluntarios compuesto por 9 agentes y 5 miembros de DYA, para participar en las labores de búsqueda de Gabriel de 8 años, desaparecido en Níjar el pasado martes.

Se ofreció la ayuda al operativo que coordina las labores de búsqueda, siendo aceptada y autorizada por la Jefatura de Policía Local. El equipo tiene previsto llegar a Almería y participar en primer turno de búsqueda preparado para las 8:00 horas y en el segundo de las 15:00 horas, hasta que las condiciones de luz lo permitan.

Entre estos voluntarios hay agentes con formación específica en rastreo y búsqueda de desaparecidos en zonas rurales y agrestes, pertenecientes a la sección de Medio Ambiente de la unidad UMA, siendo la mayoría de los voluntarios componentes de las distintas Unidades Territoriales.

El niño desapareció el pasado martes cerca de la casa de su abuela

El niño, Gabriel Cruz Ramírez, de 8 años, desapareció el pasado martes 27 de febrero en la localidad de Hortichuelas (Almería). Al parecer, el pequeño estaba en casa de su abuela y salió sobre las 3:30 horas para ir a jugar a la casa de un vecino que vive a escasos 100 metros de la vivienda.

Desde la Delegación del Gobierno de Andalucía precisaron que la desaparición del niño no se denunció hasta las 8 de la tarde del pasado martes. La zona que se está rastreando es la del Cortijo la Molina de Níjar, situada en pleno parque Natural de Cabo de Gata-Níjer, a unos 26 kilómetros de Almeria.

Según los datos facilitados por SOS Desaparecidos, el menor de 8 años vestía un pantalón negro de la marca Adidas con rayas en los laterales de color blanco, una camiseta blanca y una chaqueta roja con capucha.

Los familiares esperan cualquier noticia que pueda ayudar a encontrar al niño, ya que la zona es de difícil acceso para los equipos de rastreo. Y cualquier información puede facilitar la labor de los especialistas para encontrar al menor de 8 años.