vacaciones
RSU Orihuela

El ayuntamiento de l’Alfàs del Pi y la Asociación Expedición Juita-Amigos del Pueblo Saharaui de la Marina Baixa han vuelto a renovar sus lazos de colaboración con la firma de un convenio rubricado por el alcalde de la localidad, Vicente Arques y el presidente de la asociación, Quim Samblancant.

Tal y como explica Samblancant, los 6.000 euros de dotación económica de este convenio de colaboración, “van dirigidos, muy especialmente, al mantenimiento de colegio para ciegos y sordos” que la asociación mantiene en los campos de refugiados de Tinduf. Además, también resultan de gran ayuda “para una cuestión que muchas veces pasa desapercibida como es la compra de pañales para adultos, que es una necesidad básica para personas con discapacidades tanto físicas como psíquicas”.

Y, por supuesto, también se destinan al programa Vacaciones en Paz que, un verano más, ha permitido que cinco jóvenes saharauis hayan pasado dos meses en la Marina Baixa. De hecho, estando ya muy cercano su regreso a casa el próximo 5 de septiembre, el Arques, acompañado de la edil de Bienestar Social, Vicenta Baldó, tuvieron la ocasión de visitar a estos cinco niños que este verano de 2018 han disfrutado del programa Vacaciones en Paz.

El presidente de la asociación, Quim Sanblancat, ha agradecido el cariño y la solidaridad de estas familias, que hacen posible que cada año un grupo de menores disfrute de unos días de descanso lejos de los campamentos de refugiados del Sahara donde residen, algo en lo que también han coincidido Arques y Baldó.

Durante dos meses, estos menores conviven con familias de acogida para evitar el calor extremo que se vive en los campamentos de refugiados saharauis. Por las condiciones de su entorno, llegan con carencias alimentarias y sanitarias. Por ello, durante el tiempo en que están en España, se les hacen diversas revisiones médicas y se les tratan las enfermedades, si fuera necesario, reforzando su alimentación con una dieta rica y variada.

PublicidadDesayuna con Diario de Alicante