fbpx

Noticias de Alicante y provincia

miércoles, 5 octubre 2022

Mollà pedirá al ministro una partida para los daños en las más de 22.500 hectáreas calcinadas en la Comunitat

La consellera destaca el esfuerzo titánico de los profesionales del Servicio de Emergencias y pide un apoyo del Ministerio “a la altura de la afección”

La consellera de Transición Ecológica, Mireia Mollà, ha avanzado que pedirá al Ministerio una partida extraordinaria para la recuperación y restauración de las zonas afectadas por los grandes incendios forestales de La Vall d’Ebo, Bejís y Les Useres.

- Advertisement -

El fuego, que se mantiene activo en los focos de la Marina y Alto Palancia, ha calcinado, por el momento, una superficie total superior a las 22.500 hectáreas.

Mollà ha reclamado al Ministerio de Transición Ecológica un apoyo importante “a la altura de la afección” para ejecutar las tareas de emergencia postincendio y restaurar el valioso patrimonio natural valenciano arrasado por el fuego.

- Advertisement -

La consellera ha expresado su máxima preocupación por la evolución de las llamas y su impacto sobre las poblaciones y ha reconocido el “esfuerzo titánico” del personal del Servicio de Emergencias. “Son profesionales que trabajan en condiciones de infierno para proteger a las personas, animales, viviendas, pueblos enteros y, como no, nuestro patrimonio natural”, ha afirmado Mollà.

La consellera de Transición Ecológica ha señalado el daño del fuego sobre el Paraje Natural Municipal ‘Peñaescabia’ (Bejís), así como en diversos espacios de la Red Natura como los comprendidos en los valles de la Marina o los declarados Zonas de Especial Conservación en los términos municipales de Bejís, Torás y Sacañet.

La última información proporcionada por el Centro de Coordinación de Emergencias indica que la superficie quemada en La Vall d’Ebo alcanza, de momento, las 11.730 hectáreas, mientras que en Bejís ha ascendido a 9.900 hectáreas.

La Conselleria de Transición Ecológica ha movilizado a personal de la Unidad Técnica de Análisis y Prevención (UT902), a los servicios de de Prevención y Vigilancia y a agentes medioambientales que colaboran sobre el terreno en las tareas de seguimiento de la evolución y actualización cartográfica y meteorológica, además de, cinco observatorios de vigilancia específica y un helicóptero de coordinación y apoyo.

La solicitud de Mollà se enmarca en la responsabilidad de colaboración estatal tras un incendio forestal de envergadura, ya sea por superficie quemada o valor ambiental afectado. El año pasado el Ministerio asignó una partida de 250.000 euros para las acciones de urgencia tras el incendio de Soneja-Azuébar, que afectó al Parque Natural Serra d’Espadà.

La petición del departamento autonómico se añade a la de una asignación para restaurar la superficie quemada por el incendio de Venta del Moro, declarado el pasado 3 de julio. La conselleria ya ha comprometido 550.000 euros para las primeras acciones de conservación del suelo, lucha contra la erosión y regeneración natural en este espacio del Parque Natural Hoces del Cabriel, durante la mesa de concertación postincendio del 8 de agosto.

ValenciàEspañol