El edificio de Riegos El Progreso está a la espera de una solución que debe facilitar la consellería de Cultura

Este emblemático edificio fue construido por la primera compañía de riego en 1914, para aprovechar las aguas sobrantes procedentes de los azarbes del Segura y en breve, será un recuerdo del pasado.

Riegos El Progreso Diario de Alicante
Josep Manel Sánchez

El problema que se ha generado en torno al edificio de Nuevo Riegos El Progreso ha provocado que el concejal de Urbanismo, José Manuel Sánchez, se haya puesto en contacto con la consellería de Cultura para pedirle que acelere el proceso en cuanto a una solución. “Esta mañana nos hemos puesto en contacto con la directora general de Cultura y le hemos pedido máxima celeridad y urgencia en la resolución que la conselleria estime conveniente adoptar, en base a las competencias que ejerce, respecto al edificio de Riegos El Progreso”, ha indicado Sánchez quien además ha añadido que “esperamos que sea urgente porque estamos lógicamente preocupados por el corte de una calle de intenso tráfico y con muchos comercios. De hecho, así se lo trasladamos el pasado viernes a los técnicos de la conselleria que vinieron a ver en qué estado se encontraban los trabajos de demolición”.

Riegos El Progreso Diario de Alicante
Josep Manel Sánchez

Por otra parte, el portavoz adjunto del grupo municipal popular, Vicente Granero, visitó en la mañana de ayer la zona de la Plaza de la Constitución de Elche para comprobar el estado en el que se encontraba el edificio Riegos El Progreso. Granero ha denunciado “el caos que ha organizado el tripartito de nuevo en la ciudad. Es una vergüenza lo que está ocurriendo en nuestro municipio y que a día de hoy tengamos una artería principal de la ciudad cortada al tráfico desde hace días”. Ha añadido “que están creando un caos no sólo en el tráfico sino en otros muchos ámbitos como comercios, transporte público y escolar, acceso a aparcamientos privados, etc. Los vecinos de la zona y comerciantes no saben lo que está pasando y así nos lo han trasladado. En este momento nos encontramos que a pie de obra no hay nadie de la empresa, no hay Policía Local y por ello denunciamos que esta situación está perjudicando de una manera muy grave a los ilicitanos”.

Riegos El Progreso Diario de Alicante
Policia Local del Ayuntamiento de Elche

El portavoz adjunto ha incidido “en que todo el mundo sabe que esta situación está desatada por una guerra abierta entre PSOE y Compromís ya que ha habido una paralización desde la Conselleria de Cultura cuando había una licencia de demolición concedida por el consistorio ilicitano. Y esta decisión que se toma en el último momento, a última hora y sin explicaciones creando un grave problema. Todo esto se asemeja a otras cuestiones a las que ya nos tienen acostumbrados como es el hotel de Arenales del Sol o el Mercado Central. Por ello exigimos que solucionen esto de forma inmediata, tiene que haber una solución rápida y que todo vuelva a la normalidad. No puede consentirse que esté todo afectado por culpa del equipo de gobierno esperando que tome alguna decisión”.

Riegos El Progreso Diario de Alicante
Ayuntamiento de Elche

El profesor de historia y director de la Cátedra Pedro Ibarra de la Universidad Miguel Hernández, Miguel Ors Montenegro, opina que Elche tiene una tradición de cargárselo todo y como ejemplo citaba cuando en los años 50 derribaron el Cuartel Viejo, un cuartel de silleria del siglo XVIII. “Supongo que alguien diaria por aquel entonces, esto no es El Escorial, efectivamente no lo era, sólo que era nuestro Escorial, y desde ese punto de vista yo no puedo hablar arquitectónicamente de que eso sea una maravilla, son nuestras maravillas” ha expresado Ors. Con respecto al edificio Riegos El Progreso considera que la consellería ha actuado demasiado tarde en una fachada, que si bien es cierto no estaba en el catalogo de 1998, pero que desde diciembre se tenía que haber tomado una decisión y haber hablado con los propietarios. Por el momento, las obras se han paralizado en un edificio que esta a punto de caer, con una de las arterias más importantes cortadas y con el desenlace de este emblemático edificio, que prácticamente ya conocen todos los vecinos de la localidad ilicitana.