Las VTC se multiplican en Alicante y hacen el agosto con la salida de Uber del mercado

La nueva regulación no frena la demanda de licencias, que no ha dejado de crecer en los últimos meses.

PublicidadJuega Limpio Orihuela

El crecimiento de la compañía Cabify en Alicante crece sin frenos pese a la aplicación del modelo catalán en la regulación de alquiler de vehículos con conductor. En pocos meses las licencias han pasado de ser 170 (una para cada 3070 habitantes) ha llegado a final de junio a las 370 (una para cada 896 habitantes). Una cifra que se acerca peligrosamente a las 537 licencias que hay en el Alicante, Sant Joan, Mutxamel, El Campello y San Vicente.

La falta de legislación en la materia y la retirada de la competidora Uber, que no llego a completar su entrada como tal en la ciudad, el pasado 1 de junio han dado vía libre a Cabify para establecer en el área metropolitana alicantina uno de los principales núcleos urbanos donde se extinde la marca de VTC.

Publicidad
Publicidad