Condenado un hombre por emborrachar y violar a una niña fugada de un centro de menores en Alicante

Un tribunal ha impuesto 12 años de prisión a un hombre que emborrachó a una niña de 12 años, que se encontraba fugada de un centro de menores, a la que violó en un parque público de Alicante.

893

Un tribunal ha impuesto 12 años de prisión a un hombre que emborrachó a una niña de 12 años, que se encontraba fugada de un centro de menores, a la que violó en un parque público de Alicante.

La sentencia declara probado que el acusado, José D.N., se encontró durante la tarde del 13 de abril del pasado año con la chica, que estaba pidiendo dinero a la gente para coger un autobús.

Tras sentarse con ella en un banco de la calle Jijona, en la ciudad de Alicante, entabló conversación para ganarse su confianza. La niña le contó que se había escapado del centro de menores donde residía y pretendía desplazarse a la localidad valenciana de Gandia para ver a su familia.

El hombre la convenció para que le acompañara a su domicilio con la excusa de que si acudía sola a la estación de autobuses podía ser descubierta por la Policía. A continuación, en un parque próximo, le ofreció una bebida alcohólica, aunque la niña pensó que se trataba de un refresco. El hombre le instó a que siguiera bebiendo de la botella que llevaba consigo si quería ir a Gandía y ella, que probaba el alcohol por primera vez en su vida, comenzó a encontrarse indispuesta.

Según la Sección Décima de la Audiencia de Alicante, ya de noche el acusado se aprovechó del “estado de embriaguez” de la víctima para llevarla hasta la zona trasera del Auditorio de la Diputación de Alicante (ADDA), donde había “escasa iluminación y no transitaban personas que pudieran auxiliarla”.

“Allí, le tapó la boca, la empujó contra el suelo y le quitó los pantalones, mientras ellas se negaba y pedía que la soltase”, añade el fallo, y la penetró vaginalmente. La agresión sexual continuó en un banco cercano, pero una educadora del centro del que la chica había huido presenció los hechos y presentó la correspondiente denuncia.

La sentencia relata que los abusos continuaron en un colchón de la vivienda donde solía pernoctar el agresor, donde fue detenido poco después por agentes del Cuerpo Nacional de Policía.

El tribunal ha condenado a José D.N. a 12 años de prisión y 5 de libertad vigilada, al tiempo que le impone una orden de alejamiento respecto de la niña y le obliga a indemnizarle con 20.000 euros.

El fallo, que puede ser recurrido ante el Tribunal Superior de Justicia valenciano (TSJCV), destaca la gravedad de los hechos, al ser cometidos con violencia y contra una víctima menor de edad, y la “alarma social” que generan.

¡Suscríbete!Desayuna con Diario de Alicante

1 COMENTARIO