fbpx

Un secadero de marihuana en Comisaría Norte por falta de otro espacio

Desde Comisaría explican que siguen el protocolo que marca Sanitat para ese la custodia de ese tipo droga. Afirman que no supone ningún riesgo para vecinos ni agentes, pues solo está un par de días y en una zona alta del edificio, en la azotea.

Las redes sociales se han hecho eco de un vídeo en Tik Tok que subió un vecino de la zona Norte de Alicante, donde está ubicada la Comisaría, haciendo burla e insultando al Cuerpo Nacional de Policía, incluso solicitando en modo jocoso una dosis.

Ante tales hechos hemos consultado fuentes policiales de la citada Comisaría que, obviamente, nos aclaran que ese tipo de acciones están marcadas por las directrices de Sanitat en cuanto a la incautación de marihuana. No obstante, desde el sindicato ARP (Agrupación Reformista de Policías) señalan que “la Comisaría no tiene que convertirse en un secadero de marihuana” y que desde el Ministerio de Sanidad y la delegación territorial están incumpliendo el acuerdo cerrado por varios organismos que marca cómo deben custodiarse, secarse y destruirse este tipo de sustancias. Sin embargo, actualmente, “no tienen asignado ningún espacio sanitario para poder transportar las plantaciones para su secado”.

Secado obligatorio de cara al juicio por tráfico de drogas

La razón por la que es preciso secar la marihuana, es porque así lo exige el departamento de Inspección de Farmacia de Alicante. Una vez secada, los agentes “llevan el material decomisado a fin de su posterior análisis, que determine cuánta cantidad hay”, algo esencial de cara al juicio de los imputados por tráfico de drogas. Obviamente, después se procede a su destrucción.

“La droga debería custodiarse y secarse en dependencias sanitarias y no en policiales”

Sindicato ARP

Por supuesto, queremos dejar claro que la Comisaría de la Zona Norte no está cometiendo ninguna acción ilegal. Al contrario, el tener que secar la marihuana en las instalaciones policiales les supone una mayor carga del trabajo, puesto que “tienen que vestirse de jardineros para cortar toda una plantación”. Y, aunque desde ARP consideran que vulnera la ley de prevención de riesgos laborales de los trabajadores, desde la Comisaría aseguran que ninguno de ellos respira el olor de las plantas de marihuana incautadas, puesto que están en la azotea del edificio, al aire libre, y donde no acceden.

Artículos relacionados

CatalanSpanish