Noticias de Alicante y provincia

domingo, 21 abril 2024

Los partidos progresistas en Alicante se descuelgan del acto municipal por el 25N, que tachan de ‘postureo’

Aducen 'falta de compromiso' en las políticas de igualdad, y como ejemplo, enumeran la eliminación de la Concejalía de Igualdad, la devolución de fondos estatales, la instalación de un punto violeta en Nochevieja por presión social y la 'ordenanza de la vergüenza'

Los partidos progresistas del Ayuntamiento de Alicante se han descolgado del acto oficial por el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia sobre la Mujer. Señala que se trata de un “postureo”, un “compromiso meramente estético”, en palabras de Manuel Copé, portavoz de Esquerra Unida – Podem. Así, la foto política del día ha sido la de una Corporación dividida físicamente. Arriba, en el balcón Partido Popular y VOX, y frente a la puerta del Consistorio, PSOE, Compromís y EU-Podem.

Los tres grupos han coincidido en rechazar las políticas en materia de igualdad del equipo de gobierno local y criticar su “falta de compromiso”. Una de las cuestiones señaladas por todos ha sido la eliminación de la Concejalía de Igualdad. La socialista Victoria Melgosa incide en que se ha recortado más del 75% de los presupuestos en materia de Igualdad y exige “que los presupuestos sean adecuados a las necesidades de la ciudad de Alicante para hacer políticas de prevención de concienciación y por supuesto de erradicación de la violencia de género”.

Melgosa, al igual que Manuel Copé, se ha referido a la instalación de puntos violeta en Nochevieja, afirmando que han intentado quitarlos y se ha activado uno por “presión social“. En las pasadas Hogueras el Punto Violeta fue itinerante y esta misma semana la concejala Begoña León confirmaba la instalación de un punto fijo con dos carpas en las inmediaciones del Ayuntamiento, después de que hubiera trascendido en medios de comunicación que se dotaría a la población del servicio. “Tenemos más de 5.000 mujeres con protección policial, no podemos permitir que el negacionismo arrase con todo el trabajo que hemos hecho”, afirma Melgosa.

Por su parte, la edil de Compromís, Sara Llobel, anunciaba que mañana se uniría a la concentración por el 25N para exigir políticas sólidas. “Las políticas publicas han de ser diarias y este Ayuntamiento ha demostrado que no tiene ningún interés para hacer políticas de igualdad. No lo hace porque elimina la Concejalía de Igualdad, no lo hace porque devuelve dinero del pacto de Estado contra la violencia de género y no lo hace cuando pacta con quienes niegan la violencia machista”.

El compromiso debe ser ético y debe pasar por líneas presupuestarias”, añade Copé, que sostiene que pasa “sobre todo por retirar la ordenanza de la vergüenza. Entendemos que la ordenanza vulnera los derechos de las mujeres que están en situación de prostitución y por tanto mientras mantengan esa ordenanza que es conocida en toda España como la ordenanza de la vergüenza, entendemos que cualquier acto que se haga es un postureo o un compromiso meramente estético”.