La Diputación de Alicante apoya su adhesión al Manifiesto Levantino por el Agua de los regantes del Tajo Segura

El pleno de la Diputación de Alicante ha aprobado hoy por unanimidad la adhesión de la institución provincial al Manifiesto Levantino por el Agua impulsado por el Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo Segura en el que se reclaman soluciones que resuelvan, definitivamente, la escasez de recursos endémica y cíclica que padece el sureste español.

Juega Limpio Orihuela

El pleno de la Diputación de Alicante ha aprobado hoy por unanimidad la adhesión de la institución provincial al Manifiesto Levantino por el Agua impulsado por el Sindicato Central de Regantes del Acueducto Tajo Segura en el que se reclaman soluciones que resuelvan, definitivamente, la escasez de recursos endémica y cíclica que padece el sureste español.

La propuesta ha sido presentada por el Grupo Popular y ha contado con el apoyo de todos los diputados, quienes han resaltado la importancia de caminar juntos, dejando de lado los colores políticos, para hacer frente a la grave situación de sequía que atraviesa la provincia.

El presidente del Gobierno Provincial, César Sánchez, ha destacado que “el agua es el tema que más une a esta corporación provincial que, una vez más, muestra unidad, trabajo conjunto y preocupación ante la situación que vive la agricultura alicantina, un sector que tanto peso tiene en la economía y el bienestar de la provincia”.

Asimismo, ha apelado al trabajo conjunto de todas las administraciones para aportar soluciones “estructurales” a esta problema, que pasan, ha dicho, por los trasvases intercuencas, la reutilización total de las aguas depuradas, evitando que se viertan al mar, y por poner al máximo rendimiento  las desaladoras, entre otras.

En este sentido, el Presidente ha vuelto a pedir la colaboración del Consell para el desarrollo del Plan de Infraestructuras de Agua impulsado por la Diputación, un programa plurianual dotado con 10 millones de euros y que contempla inversiones financieramente sostenibles. “La institución provincial ha estado a la altura de las circunstancias en temas estratégicos apoyando a la Generalitat y entendemos que ahora debemos contar con su ayuda para desarrollar ese plan porque debe existir lealtad entre administraciones”, ha indicado. Al respecto, ha avanzado que esta misma semana ha podido hablar con el presidente Ximo Puigquien no me dijo que no a formar parte de este proyecto y que trabajaríamos juntos”.

Hay trabajo por delante para llegar al 100% de la reutilización de nuestras aguas”, ha señalado Sánchez, quien ha puesto de manifestó el gran trabajo que se está realizando en esta legislatura en materia de Ciclo Hídrico desde la Diputación de Alicante, resaltando que en estos dos años se ha convocado más veces que nunca la Mesa Provincial del Agua y se han invertido más de 24 millones de euros.

Por su parte, el diputado de Ciclo Hídrico, Francisco Sáez, ha defendido el manifiesto del Sindicato Central de Regantes Tajo Segura, “colectivo especialmente castigado por el déficit hídrico que padece gran parte de España y que integra a más de 80.000 regantes”. “La actual situación de sequía que sufre actualmente la cabecera del Tajo hace inviable cualquier transferencia de caudales a un sureste español cada vez más necesitado de agua. Y por ello necesitamos abrir otras vías, explorar otros caminos, proponer más soluciones, en resumen ser capaces de gestionar estas situaciones adversas”, ha indicado Sáez, quien ha expuesto la pertinencia de adherirse al manifiesto “como muestra de apoyo y solidaridad con el Sindicato de Central de Regantes del Acueducto Tajo-Segura y a sus reivindicaciones”.

Finalmente, el portavoz socialista, José Chulvi, ha resaltado que “el agua es una cuestión de Estado y por tanto tenemos que estar todos en el mismo bando”. “La solución integral será posible solo con la suma de todos”, ha añadido, una opinión que han compartido el resto de formaciones políticas.