Noticias de Alicante y provincia

domingo, 3 marzo 2024

Diez años de cárcel por golpear y violar a su pareja tras romper una orden de alejamiento en Rojales

Los hechos se produjeron entre el 15 y el 18 de mayo cuando el acusado, condenado a la pena de alejamiento respecto a su pareja por maltrato, concertó una cita por teléfono con la víctima

Un hombre de 37 años ha sido condenado a diez años, tres meses y un día de prisión por golpear y forzar sexualmente a su compañera sentimental quebrantando una orden de alejamiento en Rojales.

La sentencia, dictada por un tribunal de la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Alicante, le considera responsable de un delito de quebrantamiento de condena, así como de violencia en el ámbito familiar y de agresión sexual. No obstante, el acusado queda absuelto de un cuarto delito de detención ilegal por el que también se le juzgaba.

Los hechos que dieron lugar a la comisión de los delitos se produjeron entre el 15 y el 18 de mayo cuando el acusado, condenado a la pena de alejamiento respecto a su pareja por un delito previo de maltrato, concertó una cita por teléfono con la víctima para verse en una casa-cueva en la que solían acudir de manera habitual para mantener relaciones sexuales.

La mujer accedió al encuentro después de dejar en su lugar de trabajo “el dispositivo de seguimiento telemático” que se le proporcionó después de que el Juzgado de la Violencia sobre la mujer número 1 de Torrevieja dictase la primera condena sobre el procesado.

Una vez en la casa-cueva, el acusado recibió a la mujer de forma violenta, “propinándole con la mano golpes en la cara y en los brazos e introduciéndola a la fuerza” en el interior de la vivienda. Después, cerró la puerta y continuó golpeándola, hasta decirle que quería sexo con ella.

La mujer se negó, pero el acusado le bajó los pantalones y la penetró en contra de su voluntad, y más tarde, le ató las manos con el cable de un cargador de teléfono, aunque finalmente la mujer pudo abandonar la vivienda en la mañana del 18 de mayo, aprovechando que el acusado dormía.

Además de los seis meses y un día por el quebrantamiento, los nueve meses por el delito de violencia de género y los nueve años por la agresión sexual, la sentencia establece que el acusado deberá indemnizar a la víctima en la cantidad de 500 euros por las lesiones provocadas y en otros 20.000 euros por los daños morales ocasionados en un fallo recurrible en apelación ante el Tribunal Superior de Justicia (TSJCV) en el plazo de diez días.