fbpx

Asun Paris: ‘Queremos el reconocimiento de Fiestas de Interés Turístico Nacional no a muy largo plazo’

La edil de Fiestas de Sant Vicent del Raspeig señala en entrevista que las celebraciones desde este viernes esperan ser de afluencia masiva.

Sant Vicent del Raspeig vive desde este viernes, 22 de abril, sus días grandes de las Fiestas Patronales y Moros y Cristianos con esperada afluencia masiva de visitantes. Asun Paris, concejala de Fiestas del municipio explica en entrevista a Diario de Alicante que Sant Vicent del Raspeig está preparada para solicitar la declaración de Fiestas de Interés Turístico Nacional. Y que el esperado regreso de las celebraciones promete mucho espectáculo, vivirlo todo absolutamente como antes pero con más ganas de fiesta que en 2019. Entre las novedades, se lleva la música de las kábilas a carpas en la calle y se han instalado Puntos Violeta en cada una de estos recintos para detectar posibles casos de violencia de género.

PREGUNTA. – Dos años sin fiestas por el covid y recién nombradas Fiestas de Interés Autonómico en 2019. ¿Cuál ha sido el ánimo en su preparación?

RESPUESTA.- Cuando cortamos teníamos la presentación de Moros y Cristianos el 14 de marzo y el confinamiento entró ese mismo día. Suspendimos ese acto con el escenario montado en el pabellón, los cargos nombrados oficialmente y presentados a las autoridades dos o tres semanas antes. Nos quedamos a las puertas de nuestras fiestas.

Han sido dos años de no poder celebrar nada porque las fiestas de Moros y Cristianos son de mucho contacto. Sí que desde la Federación Unión de Comparsas que son los organizadores de las fiestas de Moros y Cristianos como desde la Comisión Municipal de Fiestas conjuntamente con la concejalía de Fiestas hemos estado reinventándonos. Haciendo actos para poder celebrar algo en estos dos años.

Lo que es de las partes organizadoras el ánimo no ha bajado. No han cejado en el empeño de organizar cosas para mantener activo el espíritu festero. Pero es verdad que el festero, que lo vive desde casa y no tiene esa implicación activa, ha estado parado. Se ha notado el bajón de festeros activos en las comparsas. Hay comparsas que han sufrido una reducción de sus componentes importantes. Hay una que no va a abrir la kábila. Saldrá con otra comparsa que también se han quedado muy poquitos. Comparsas que tienen 400 o 500 socios que se les vaya 30 no se nota. Pero en una que son 60 o 70 que se le vayan 30, presupuestariamente es un bajón muy importante. Se ha notado tanto a nivel emocional como a nivel económico.

P.- Ha salido caro mantener la fiesta parada…

R.- Cuando se cortó todo las cosas estaban pagadas pero si tienes que mantener unos locales vacíos dos años, que son gastos de luz, de agua… El dinero se ha ido en cubrir los gastos del día a día a de una comparsa. Entre los propios cargos algunos eran un poco reticentes de celebrar las fiestas si no era como en años anteriores por si no se podían soportar, porque ellos van a tener un gasto, no doble pero mucho más que si se hubieran celebrado en 2020. Por ejemplo, los trajes de los niños ha habido que modificarlos o hacerles trajes nuevos. Eso les ha supuesto un incremento. Otras cosas que tenían previstas en este año han subido los costes.

P.- Pero viviremos unas fiestas más normalizadas respecto al covid

R.- A fecha de hoy la situación ha cambiado, hay alegría, ganas de juntarse porque ya la situación es más normal. Ambiente y ganas de fiesta hay. Yo tengo miedo. Ya la Semana Santa ha sido muchísimo más numerosa en público de lo que normalmente ha sido. El Domingo de Ramos era una barbaridad la gente que había viendo la procesión. Si a eso le sumas las ganas de fiestas… Van a coincidir con las de Alcoy pero son las primeras fiestas prácticamente en la provincia y la gente está deseosa.

P.- ¿La espectacularidad a la que nos tenéis acostumbrados se mantiene?

R.- Sí y además teniendo en cuenta que la capitanía cristiana este año es la de la comparsa Cristians que es la mas numerosa en San Vicente. Creo que lleva solo la capitanía 11 bandas de música. Hay espectáculo garantizado.

P.- A pesar de las bajas…

R.- Ha habido en los niños pero no bajas Los niños que en 2020 eran infantiles ahora son adultos. Al no haber habido fiestas esa renovación no ha existido. De bajas a lo mejor estamos hablando de 200, 300 festeros aproximadamente de 3.000. Los que son jóvenes es más fácil no desvincularse. Las familias es verdad que económicamente les ha costado un poco más pero yo creo que el año que viene, y en cuanto la pandemia haya pasado a un tercer o cuarto plano, el seguir aumentando en festeros creo que no va a cambiar. Todos los años ha habido un aumento progresivo. Estábamos en 3200 o 3300 en 2020.

P.- ¿Cómo viviremos la fiesta entonces en 2022?

R.- Vamos a vivirlo todo absolutamente como era antes. No ha habido ningún acto que se haya modificado respecto a 2019 y creo que las ganas van a ser muchísimo mayores que las de 2019. Van a ser unas fiestas muy especiales y emotivas por volver a vivir como vivíamos antes.

La única modificación que va a haber es que como cuando organizamos las fiestas todavía estaban las limitaciones en la hostelería y las mascarillas se han organizado unas fiestas con más fiesta en la calle. Este año se han dado más permisos para montaje de carpas y que la gente pueda estar más al aire libre que en los interiores. Nunca había habido permiso de música en la calle y este año sí. El número d comparsas que van a poner carpas en la calle es el mismo. Lo que se ha hecho es ampliar la extensión para que la música que estaba en el interior este año se concentrará en la parte de fuera. Las carpas se han montado el miércoles, algunas el viernes y se desmontan a partir del martes por la tarde noche.

Asun Paris, concejala de Fiestas de Sant Vicent del Raspeig. | Imagen de Miriam Gil Albert.

P.- Francisco Velasco es el pregonero. Una persona muy conocida en el municipio, muy vinculada a la fiesta y de un sector especialmente castigado por el covid.

R.- No tiene nada que ver con el covid porque en 2020 ya era él. Lo que pasa es que ha sido el secreto mejor guardado: ni lo ha dicho él ni lo hemos dicho nosotros. Es una propuesta desde el área de Alcaldía y del área de Fiestas.

Siempre intentamos que sea gente del pueblo, reconocida. Él es el propietario de uno de los mesones más populares. Lleva toda la vida, Paco el del Mesón. Él con su gorro de cocinero es una imagen tradicional y típica del municipio. Ha estado vinculado a las fiestas de Moros y Cristianos y a las Fiestas Patronales. Una de sus hijas fue Reina de las Fiestas. Su otra hija y su hijo fueron capitanes en una comparsa. Y en su restaurante se han celebrado todo tipo de eventos relacionados con las Fiestas Patronales y las de Moros y Cristianos. Es una persona que conoce perfectamente las fiestas y las gentes, los festeros y absolutamente entrañable.

P.- Las Fiestas Patronales y de Moros y Cristianos se han hecho hueco en el calendario festero de la región. ¿Cuál es su trascendencia?

R.- Se han convertido en un referente a nivel de Moros y Cristianos. Tenemos el handicap de coincidir en fechas muchos años con las Fiestas de Moros y Cristianos de Alcoi, que tiene un nombre y un reconocimiento que llama a mucha gente. Pero no ha quitado para que en San Vicente los días grandes, tanto el sábado para la entrada de Reinas y la Entrada Cristiana como el domingo la Entrada Mora, y con los actos emblemáticos que son la Embajada nocturna del sábado por la noche y los Gozos y las Salvas al Patrón del domingo por la noche, hacen que sea un punto de atracción también San Vicente.

Y la semana siguiente tenemos el cierre de fiestas con el Baile del Farol, que es algo muy tradicional y muy nuestro. La gente al final va buscando puntos diferenciadores. La Embajada nocturna como tal lo celebran en Sax y nosotros. Creo que en toda la Comunidad Valenciana.

P.- Gozos y Salvas en Honor al Santo Patrón es uno de los actos más singulares de estas fiestas junto al Baile del Farol

R.- Los Gozos son los cánticos y las salvas las disparan los arcabuceros. Se hace a las 12 de la noche. Se saca al santo, se canta y se disparan las salvas. Se lanzan aleluyas desde el campanario de la iglesia. Es muy tradicional y al que accede mucha gente. Y estos gozos celebrados como tal, cantados a las 12 de la noche con las salvas dentro del calendario de fiestas, yo creo que somos los únicos. Y el Baile del Farol no me consta que haya en otros municipios.

P.- ¿Cuánta gente se prevé que asista a las Fiestas?

R.- A las Entradas el sábado y domingo viene mucha gente. Se pueden juntar perfectamente 10.000 personas o mas.

P.- ¿Qué novedades destacadas veremos este año?

R.- Se intenta en los actos más consolidados hacerlos cada vez con más categoría. Invertir más en ellos. Por ejemplo en las Embajadas este año viene una empresa de Almansa que se dedica a hacer Entradas y Embajadas. E intentar que esos actos sean mejores, con caballos, representaciones de lucha… Innovar hay poco porque son tradiciones. Intentas mantenerlas y mejorarlas.

Este año el ballet que viene a la Entrada de Reinas es diferente. Viene el ballet de Anna Botella, de Alcoy, que es la primera vez que viene con las Reinas. Es una especie de ballet clásico adaptado a la calle pero es ballet de fantasía, con vestuarios muy llamativos.

P.- ¿Cuáles son los retos del área de Fiestas?

R.- Son siete años los que llevo de concejal y los retos eran hacerlas más populares, más turísticas. Trabajamos para que se declararan de Interés Turístico Autonómico. En 2017 comenzamos a recabar la información para solicitarla, en 2018 mandamos la documentación a Valencia y fue cuando nos reconocieron las dos fiestas, las Fiestas Patronales y las de Moros y Cristianos en conjunto, con la singularidad que tiene cada una de ellas y esa manera de conjugar las fiestas tradicionales y populares con las de Moros y Cristianos que son más de la Comunidad Valenciana. Aunque es verdad que el atractivo de las Entradas de Moros y Cristianos es mucho y hace que venga mucha gente pero hemos intentado que las dos fiestas convivan y le damos la importancia que tiene a cada una.

P.- ¿Cuál es el siguiente paso?

R.- No te digo que lo consigamos en breve pero queremos conseguir ese reconocimiento de Fiestas de Interés Turístico Nacional no a muy largo plazo. Hemos tenido reconocimiento en programas de Televisión Española que nos han visitado y han hecho buenos reportajes. Si Alcoy tiene unas Fiestas de Interés Turístico Internacional porqué no vamos a tener San Vicente, por lo menos nacional. Tenemos cabida en ese tipo de declaración de interés. En FITUR también hemos participado como Moros y Cristianos en el desfile que se hacía en Callao de las fiestas de la Comunidad Valenciana en 2019. Estamos dando pasitos en ese sentido.

P.- ¿Qué beneficios se espera que reporten las celebraciones al tejido económico?

R.- Los Ayuntamientos no gastamos en fiestas, invertimos en fiestas. Ese dinero vuelve a los vecinos y comerciantes y a la industria de tu mismo municipio. La hostelería se ve súper reforzada esos días. Se puede multiplicar la demanda por 10. En las comparsas es verdad que comen o cenan los festeros pero los vecinos tienen tendencia a salir a comer a cenar, a tomarse el aperitivo. Y el que viene se queda a comer o a cenar para continuar. Hay mucho movimiento.

Y no solo en la hostelería sino para maquilladores, indumentaristas, las tiendas de ropa porque la gente se arregla para salir de fiesta, peluqueros, modistas. Supone un importe económico del sector productivo. Además los hosteleros tienen que comprar la comida y la bebida.

P.- Los Objetivos de Desarrollo Sostenible son ya esenciales en la implementación de programas. ¿Cómo se han trasladado a la Fiesta en San Vicente del Raspeig?

R.- Este año hemos estado poniendo los Puntos Violeta para evitar agresiones y que todas las chicas que necesiten acudir tengan su punto de referencia. En 2019 teníamos unos puntos más reducidos pero este año todas las comparsas se convierten en Punto Violeta. Se coordinan desde Servicios Sociales y hay una persona en cada comparsa en cargada de asumir ese rol para que si alguien acude pueda tener contacto con los Servicios Sociales.

Y sobre sostenibilidad, la empresa Ecovidrio ha hecho una vez más la campaña de La Reconquista del vidrio y van a poner campanas de recogida cerca de las kábilas para que recoja ese vidrio. En 2019 San Vicente fue uno de los municipios donde más vidrio se recogió.

ValenciàEspañol