Noticias de Alicante y provincia

martes, 5 marzo 2024

Denuncian robos de cerca de mil kilos de alcachofas en la Vega Baja

Desde la Asociación de la Alcachofa de la Vega Baja del Segura piden más seguridad y medidas de protección para evitar estas situaciones

A los inconvenientes que sufre el cultivo de la alcachofa en la Vega Baja del Segura como la sequía, los efectos del cambio climático y el descenso de la producción hay que sumar un problema más en esta lista de agravios: los robos de alcachofas que se han producido en la comarca en las últimas semanas.

Concretamente, en varias fincas situadas en Orihuela, San Miguel de Salinas y Redován se han robado cerca de mil kilos de alcachofas. Además, también se sustrajo un transformador de luz que ha provocado que durante varios días no se pudieran regar unas 30 hectáreas de alcachofas, con la pérdida de calidad que ello conlleva, y también se han registrado daños en otros 7.000 kilos de alcachofas por los destrozos realizados en las plantas por los ladrones a la hora de efectuar el robo.

En este sentido, se calcula que los daños ocasionados superan los 30.000 euros entre el robo del transformador de luz, los kilos sustraídos, la depreciación que ha sufrido la alcachofa por su falta de agua y los daños ocasionados en las plantas.

Desde la Asociación de la Alcachofa de la Vega Baja del Segura ya se han puesto en contacto con el grupo ROCA de la Guardia Civil para denunciar esta situación y también se va a comunicar a la Subdelegación del Gobierno con el fin de dar a conocer los hechos y reclamar mayor seguridad para la huerta.

El presidente de la Alcachofa de la Vega Baja del Segura, Antonio Ángel Hurtado, ha pedido protección para el campo y para las empresas y productores que hay detrás de este cultivo. “Bastante estamos sufriendo esta temporada con las dificultades que nos hemos encontrado con la falta de agua, las elevadas temperaturas y el descenso de producción para que ahora tengamos que soportar estos robos que dan al traste con todo el esfuerzo y el trabajo realizado en la tierra durante toda la temporada”.

Para Antonio Ángel Hurtado, el hecho de que la alcachofa de la Vega Baja sea muy apreciada y que esta campaña la producción ha disminuido un 25% ha provocado que los precios de venta en origen sean buenos durante las primeras semanas de la temporada lo que supone un reclamo para los amantes de lo ajeno.

La Vega Baja es la segunda zona productora de alcachofas más importante de España, son los principales exportadores de alcachofas a nivel nacional y este año se esperan recolectar unas 20.000 toneladas, unas 6.000 menos que el año anterior, debido al descenso de la producción por la incertidumbre alrededor del agua y por las elevadas temperaturas que se han registrado desde este verano y que han afectado al cultivo.