Detenido un hombre de 33 años por mantener a través de Whatsapp juegos sexuales con una menor de Alicante

En ese juego, la menor tendría que auto-infligirse castigo por incumplir las normas que su “madre dominadora” le exigía

Publicidad

La Policía Nacional ha detenido y puesto a disposición judicial a un hombre, que residía en Palencia de 33 años, por un presunto delito de abusos sexuales a una menor de 15 años.

El detenido conoció a la víctima en Alicante, ambos practicaban un juego de carácter sexual, el BDSM, con prácticas que abarcan el bondage, disciplina-dominación, sumisión y sadomasoquismo. Finalmente, el joven fue detenido antes de que tuvieran una cita. La investigación comenzó cuando la madre de la menor sospechó del comportamiento extraño de la joven, cuando se escondía para realizar video-llamadas, y utilizaba pañales desechables de adulta.

La familia interpuso la correspondiente denuncia en las dependencias de la Unidad de Familia y Atención a la Mujer (UFAM), de la Policía Nacional de Alicante, que fue remitida a la UFAM de Palencia, iniciándose minuciosas investigaciones que finalizaron con la detención y puesta a disposición judicial del citado varón, así como de los contenidos de las conversaciones que entre ambos mantenían vía whatsapp.

En esa relación, que comenzó como una amistad, él consiguió mediante engaño, y aprovechándose de su superior madurez sobre la menor y de la confianza de ésta, que entre ambos comenzara un juego de carácter sexual, en el que se abordaba el BDSM, aceptando él el rol de “madre dominadora”, y ella el de “bebé obediente”. En ese juego, la menor tendría que auto-infligirse castigo por incumplir las normas que su “madre dominadora” le exigía. Dichos castigos tenían connotaciones sexuales sadomasoquistas. Además, él la requería y enviaba fotografías de carácter sexual, según informaron desde la Subdelegación del Gobierno en Palencia.

En varias ocasiones el detenido manifestó su deseo a la menor de encontrarse y mantener relaciones sexuales físicas, aceptando ella el engaño que él la proponía, sin que se llegara a materializar, gracias a la colaboración y rápida intervención de las UFAM de la Policía Nacional de Palencia y Alicante.

 

Publicidad