```

Noticias de Alicante y provincia

martes, 23 abril 2024

Arrestan a un fugitivo en Orihuela buscado internacionalmente por tráfico de drogas y armas

El delincuente fue detenido cuando se disponía a abandonar el país en el vehículo de su pareja, haciendo uso de un pasaporte falsificado.

La Guardia Civil, en el marco de la operación Agonista, ha detenido en Orihuela a un fugitivo reclamado por un juzgado de Holanda por hechos relacionados con los delitos de tráfico de drogas y comercio ilícito de armas.

El fugitivo fue localizado a través del análisis de las imágenes de diversas cámaras de seguridad, contando con el apoyo de la Policía Local de Rojales. El Juzgado Central de Instrucción nº 3 de Madrid ha decretado su ingreso en prisión mientras se inicia su procedimiento de extradición a Holanda.

Las investigaciones que llevaron a la detención del fugado, se iniciaron en marzo de este año cuando la Guardia Civil y la Policía Local de Rojales recibieron información de que un varón holandés de 43 años, prófugo de la justicia holandesa por delitos relacionados por tráfico de drogas y comercio ilícito de armas, se encontraba oculto en la zona de Orihuela o sus alrededores.

Con la finalidad de localizar y detener al sospechoso, el Área de Investigación del Puesto Principal de Almoradí y el Equipo Territorial de Policía Judicial de Guardamar del Segura se unieron para llevar a cabo la operación Agonista.

En una primera fase, los agentes analizaron meticulosamente horas de imágenes de cámaras de seguridad de las localidades donde se sospechaba que el fugitivo podría estar moviéndose, contando para ello con la colaboración de la Policía Local de Rojales.

Tras un detallado rastreo, los investigadores lograron vincular a una mujer residente en Orihuela como pareja del prófugo. Basándose en esta evidencia, los agentes se dirigieron al domicilio de la mujer, ubicado en una conocida urbanización.

Una vez confirmada la presencia del fugitivo en el interior de la vivienda, se estableció un dispositivo de vigilancia con el objetivo de llevar a cabo su detención de manera segura y efectiva.

El pasado 3 de junio, a primera hora de la mañana, los agentes observaron cómo el prófugo salía de la vivienda cargando una maleta, aparentemente con intención de abandonar el país. Aprovechando el momento oportuno, procedieron a su detención sin incidentes. Sin embargo, al momento de su captura, el fugitivo intentó dificultar su identificación presentando un pasaporte falsificado.

Además de ser detenido en virtud de la Orden Europea de Detención y Entrega (O.E.D.E) de las autoridades judiciales de Holanda, el fugitivo también se enfrenta a cargos por falsificación de documento público.

Tras su detención, el fugitivo fue trasladado al Juzgado Central de Instrucción nº 3 de Madrid, donde después fue ingresado en prisión para su posterior extradición al país solicitante, Holanda.