Reunión para conocer los trámites de adhesión y los criterios de valoración de proyectos del programa Edificant

El alcalde de Orihuela, Emilio Bascuñana, mantuvo este martes una reunión en Valencia con el secretario autonómico de la Conselleria de Educación, Miguel Soler, a la que asistió acompañado por el concejal de Urbanismo, Rafael Almagro, y la edil de Educación, Begoña Cuartero, así como el Oficial Mayor del Ayuntamiento oriolano, Fernando Domínguez.

Reunión Edificant
Juega Limpio Orihuela

El alcalde de Orihuela, Emilio Bascuñana, mantuvo este martes una reunión en Valencia con el secretario autonómico de la Conselleria de Educación, Miguel Soler, a la que asistió acompañado por el concejal de Urbanismo, Rafael Almagro, y la edil de Educación, Begoña Cuartero, así como el Oficial Mayor del Ayuntamiento oriolano, Fernando Domínguez.

La reunión tenía como finalidad conocer los trámites de adhesión por parte del Ayuntamiento y al programa Edificant, adhesión que ha de ser aprobada por el Pleno Municipal. Por el mayor tiempo necesario para gestionar grandes proyectos, se estima que para 2018 sólo llegan a realizarse pequeñas obras de adecuación. Y el resto para 2019, al ser éste una línea de subvenciones plurianual.

En este sentido, Bascuñana manifestó en la reunión que “la mayor prioridad que tiene Orihuela en cuanto a infraestructuras educativas es la ampliación del IES Tháder por la que llevamos mucho tiempo trabajando”.

Asimismo, durante la reunión nos han indicado que la adjudicación del colegio de la Callosilla ya está lista y queda al margen de este programa, gestionándose desde la propia Generalitat Valenciana”.

Sin embargo, “no hemos podido resolver cuestiones que nos preocupan como ayuntamiento”, como puede ser, las modificaciones que suelen surgir en la ejecución de proyectos, que dan lugar a un encarecimiento del propio proyecto y para el que, si no llegar a financiarse con el sobrante de la baja de la licitación, sería el propio Ayuntamiento quien tendría que financiarlo, “ya que la Generalitat sólo cubre el presupuesto inicial del proyecto”.

En este sentido, el alcalde oriolano también aseguró que “no está claro los criterios que seguirá la Conselleria para la aprobación de los proyectos ni cómo se enumerarán las prioridades de todos los ayuntamientos que se adhieran”.