La multinacional francesa Unibail Rodamco aportará 20.000 euros anuales para que la Asociación de Comerciantes de Benidorm (Aico) acometa acciones en favor del comercio local y el empleo, en virtud de un convenio firmado hoy por ambas partes, según han informado fuentes municipales.

Unibail Rodamco construye en la actualidad un centro comercial en el polígono industrial de Benidorm.

Según han precisado en un comunicado, Unibail Rodamco prevé organizar actividades “destinadas a fomentar la formación y el empleo local”.

También participará de las actividades de dinamización del comercio de Benidorm y su provincia a través de las distintas iniciativas que Aico promueve a lo largo del año, como, por ejemplo, “las campañas de temporada y las acciones especiales de promoción del comercio local”.

Al acto de la rúbrica del convenio han acudido el director de Desarrollo e Inversiones de la multinacional, Javier Solís; el presidente de la citada asociación de comerciantes, Raúl Parra, y las concejalas de Urbanismo y Comercio, Lourdes Caselles y Ana Pellicer, respectivamente.

Tras la firma, Solís ha manifestado que el futuro centro comercial “creará nuevas oportunidades para el centro de la ciudad, atrayendo a residentes de otras poblaciones del entorno y turistas que hoy no visitan Benidorm”.

Ha añadido que el futuro centro comercial tiene “vocación de convivencia” con el pequeño comercio y que se está trabajando “con el objetivo de maximizar la complementariedad y la plena integración entre ambos”.

Por su parte, Parra ha mostrado su convencimiento de que “esta relación producirá sinergias que, además de al comercio local y al centro comercial, beneficiarán a todo Benidorm”.

A su juicio, esta nueva relación “impulsará la reinvención del comercio local y su reenganche al futuro”.

El presidente de Aico ha expuesto el “importante papel” que deben jugar el Ayuntamiento y otras administraciones implicadas “a las que corresponde desarrollar proyectos urbanísticos y de movilidad que enganchen la nueva zona comercial con el centro de la ciudad”, de forma que toda la urbe “se configure como una inmensa zona comercial”.

En este sentido, el principal proyecto es “la creación de un gran bulevar que sirva de arteria de comunicación entre el centro comercial y el de la ciudad a través de la Avenida Beniardá”, ha revelado.

Mientras, Caselles ha asegurado que la colaboración entre el comercio local y el centro comercial tiene como finalidad “convertir a Benidorm en un referente comercial no solo de la comarca, sino también de toda la Comunitat Valenciana”.

El nuevo centro comercial, cuya inauguración está prevista para el primer trimestre de 2020, supondrá una inversión de 210 millones de euros y generará cerca de 3.000 empleos directos e indirectos.

Contará con 120 locales, entre tiendas, restaurantes, salas de cine y un hipermercado, así como con 3.000 plazas de aparcamiento.

¡Suscríbete!Desayuna con Diario de Alicante