El cardenal arzobispo de Madrid, Carlos Osoro, ha asegurado que el buque Aquarius, donde permanecen 629 inmigrantes, es “una llamada de Cristo a Europa” y que el mandato del Evangelio es “claro”: “Fui forastero y me hospedasteis”.

A través de Twitter, Osoro ha defendido asimismo que “más allá de consideraciones políticas y legales, al leer la vida desde el Evangelio, uno va buscando al otro”; #Aquarius es una llamada de Cristo a Europa”, finaliza su mensaje.

Después de que ayer el Gobierno de Pedro Sánchez se ofreciese a acoger este buque, la vicepresidenta del Gobierno valenciano, Mónica Oltra, ha explicado hoy que los inmigrantes a bordo de este barco serán repartidos en tres navíos y que Cruz Roja prepara ya su primera acogida en Valencia, donde el Arzobispado no ha concretado asistencia.

Sin embargo, ayuntamientos como Madrid y regiones como Cataluña o Extremadura se han ofrecido a acoger inmigrantes procedentes del Aquarius.

PublicidadDesayuna con Diario de Alicante