Abiertas al baño las playas de Dénia donde se avistaron carabelas portuguesas

Las tres playas del municipio alicantino de Dénia donde se avistaron varios ejemplares de carabelas portuguesas, que obligó a izar la bandera roja como medida de precaución, se abrieron ayer por la mañana al baño con normalidad y sin restricciones.

Las tres playas del municipio alicantino de Dénia donde se avistaron varios ejemplares de carabelas portuguesas, que obligó a izar la bandera roja como medida de precaución, se abrieron ayer por la mañana al baño con normalidad y sin restricciones.

Según ha informado el concejal de playas del municipio, Óscar Mengual, la Cruz Roja y una embarcación de limpieza del Ayuntamiento ha inspeccionado la zona sin que se hayan avistado nuevos ejemplares.

El Sábado, tres playas del municipio, Els Molins, Almadrava y Bovetes, izaron la bandera amarilla y la de medusas como medida de precaución tras el avistamiento por parte de la Cruz Roja de varias carabelas portuguesas en la zona.

Mengual ha explicado que se trataba de cuatro ejemplares de este animal marino, que fueron avistados fuera de la zona de baño, frente a las playas de Els Molins y Bovetes, y extraídos del agua.

A última hora de la tarde, la Cruz Roja, como medida de precaución y por la finalización del servicio de socorrismo, izó la bandera roja en la playa de Bovetes que prohibía el baño y ayer por la mañana levantaron la restricción.

PSPV pide un protocolo para los ayuntamientos ante la detección de medusas

Por otra parte, el grupo socialista en Les Corts Valencianes considera necesario establecer un “protocolo común para todos los municipios valencianos en caso de detección de medusas”, y de especies que se consideran peligrosas, como la “carabela portuguesa”.

Este protocolo común se incluye dentro de la propuesta que los socialistas valencianos han presentado en una Proposición No de Ley (PNL), en la que piden la elaboración y el diseño de un Plan de Alerta y Vigilancia ante la presencia de medusas en las costas de la Comunitat Valenciana.

“La aparición de especies como las medusas es un fenómeno natural pero con claras consecuencias en la salud de los ciudadanos y en el sector turístico”, ha señalado en un comunicado el portavoz socialista de Medio Ambiente, David Cerdán.

Para el diputado socialista, la aparición de especies marinas peligrosas, como la carabela portuguesa, tanto en Alicante como en Valencia, “demuestra que hay una necesidad real de establecer mecanismos para mejorar la coordinación y la toma de decisiones en uno de nuestros mayores valores tanto naturales, patrimoniales como turísticos como es la playa y el mar”.

A través de esta PNL el grupo socialista pretende acabar con la problemática que supone la aparición de bancos o enjambres de medusas, sobre todo, cuando afectan a municipios limítrofes ya que, “las diferentes acciones tomadas desde los municipios vecinos, contribuyen a la confusión ciudadana y a la transmisión de informaciones con impacto negativo en el sector turístico”, explica el diputado.

Asimismo, desde el PSPV se insta a la creación de una Red de Observadores compuesta por agentes sociales que estén vinculados al ámbito marino y que permita anticipar la presencia de medusas u otros organismos nocivos para la salud humana en las costas valencianas.

“La Comunitat Valenciana cuenta con importantes agentes sociales involucrados en la vida marítima, además de entidades y organismos como el Instituto de Ecología Litoral, que puede colaborar con la administración en la generación de herramientas necesarias para la vigilancia, alerta y concertación de medidas de seguridad para los bañistas”, subraya Cerdán.

¡Suscríbete!Desayuna con Diario de Alicante